Sistemas de gestión de compliance y las nuevas ISO 9001 e ISO 14001 de 2015

Estamos inmersos en el despliegue de las nuevas versiones de las normas ISO 9001, la norma de gestión más extendida a nivel mundial, e ISO 14001 que, en sus versiones 2015, incorporan los nuevos criterios de ISO respecto a estructura de normas de gestión y actualizan su enfoque para enfatizar principios como la gestión de riesgos.

Sin vinculación, pero con una coincidencia muy oportuna, en España, la aprobación de ISO 9001:2015 e ISO 14001:2015, ha sucedido solo meses después de la entrada en vigor de la última reforma del Código Penal, que refuerza definitivamente en nuestro país la necesidad de la gestión de compliance.

Nuestro nuevo Código Penal consolida la responsabilidad penal de las empresas y, en esta última modificación, incorpora la gestión de compliance como vía para evitar esta responsabilidad, al establecer en su artículo 31 bis que un sistema de prevención del delito puede ser eximente o atenuante de la responsabilidad penal de la empresa.

En este camino, también casualmente, unos meses antes de la entrada en vigor del nuevo Código Penal, se aprueba en España la norma ISO 19600 de Sistemas de Gestión de Compliance. Algunas Entidades de Certificación han desarrollado modelos propios para validar sistemas de prevención del delito penal en la empresa, pero esta norma ISO tiene muchas posibilidades de ser el estándar de facto para la sistematización y validación por tercera parte de sistemas de prevención de delitos… que puede ampliarse más allá del ámbito penal, pues el compliance aborda todos los ámbitos de cumplimiento de obligaciones de una organización, en todos los ámbitos normativos y legales, como de códigos, estándares o compromisos sectoriales o voluntarios de la organización.

Esta visión del compliance encaja directamente con los requisitos ISO 9001 e ISO 14001 del cumplimiento de requisitos, además, la norma ISO 19600, como norma de gestión de “nueva generación”, cumple con la estructura de alto nivel establecida por ISO, en lo que coincide punto a punto con las nuevas ISO 9001:2015 e ISO 14001:2015, con lo que se facilita la integración y alineamiento de los sistemas de gestión, pudiendo llegar a considerarse que una forma de establecer la gestión de requisitos y su cumplimiento, para ISO 9001 e ISO 14001, puede ser desplegar ISO 19600.

El tiempo dirá si ISO 19600 es la vía pero, a nivel global, todas las organizaciones se ven presionadas para mejorar su nivel de compromiso con la sociedad y sus reglas y expectativas, exigiéndoles desde distintos ámbitos que cumplan y expliquen cómo lo hacen y, en el caso de la responsabilidad penal de las empresas, demuestren que lo hacen de un modo eficaz.

Etiquetado con:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*